Periódico Dominicano Libre de Prejuicios; Porque somos Imparcial siendo Objetivo

 Imparcial RD

ESPECIALISTA DEL MOSCOSO PUELLO ADVIERTE SOBRE AUMENTO DE DERMATITIS ATÓPICA




Este lunes 14 de septiembre se conmemora el Día Mundial de la Dermatitis Atópica

La dermatitis atópica es una enfermedad inflamatoria crónica de la piel más frecuente en la infancia, que aunque también se presenta en adolescencia y adultez, se caracteriza por piel seca y sensación de picor.

Son las consideraciones de la jefa del servicio de Dermatología del hospital doctor Francisco Moscoso Puello, la doctora Alina Hernández, quien aclara que la enfermedad, que es superada en su mayoría antes de la juventud, no es una alergia.

"Es una enfermedad multifactorial, donde la genética y el sistema inmunológico juegan un papel muy importante junto a la alteración de la barrera de la piel, trayendo como consecuencia un mal funcionamiento de la misma", explicó la dermatóloga.

Mientras, la doctora afirma que los casos de dermatitis atópica van en aumento, evidenciándose en consulta, donde recibe pacientes afectados, quienes presentan relación con factores ambientales (contaminación, clima, animales...) y el estilo de vida (estrés, mala alimentación, obesidad, falta de ejercicio, tabaco...).



Hernández dice que existe una relación estrecha entre la obesidad, enfermedades cardiometabólicas, enfermedades psiquiátricas (depresión, ansiedad, déficit de atención, ideas suicidas) provocando un gran impacto en la calidad de los pacientes conllevándolos a su deterioro. 


La especialista de la piel afirma que el tratamiento va a depender de la severidad de la enfermedad. Los pacientes atópicos deben de incluir siempre a su rutina diaria cremas humectantes que aporten los componentes deficientes de su piel.


"Hoy en día se han desarrollado fármacos biotecnológicos que van directamente a la parte inmunológica de la enfermedad y alcanzan un mejor control", agregó Alina Hernández.


La jefa del servicio de dermatología recomienda a estos pacientes "estar en climas frescos, ya que el calor y el frío pueden ser factores agravantes de la enfermedad; usar ropas, toallas y sábanas de algodón, es que los materiales sintéticos pueden reaccionar en la piel del paciente atópico; los baños deben ser cortos, con agua templada, donde el uso de jabones para este tipo de piel es fundamental; en cuanto a la alimentación, el paciente atópico no debe de restringirse de ninguna alimentación a menos que haya una relación clínica comprobada", dijo la profesional de la salud del Moscoso Puello.