Periódico Dominicano Libre de Prejuicios; Porque somos Imparcial siendo Objetivo

 Imparcial RD

ADAT condena industria tabacalera utilice instalaciones recreativas familiares para promover tabaquismo




SANTIAGO, RD. — El exclusivo club social y deportivo Santo Domingo Country Club fue el primer centro recreativo familiar en institucionalizar su promoción y estímulo de consumo de tabaco en los socios de esta entidad.

La Alianza Dominicana Antitabaquismo (ADAT), ha condenado que esta práctica se ha hecho muy reiterativa en diferentes instalaciones donde niños y adolescentes disfrutan junto a sus familias de eventos recreativos.

Denuncian que los recientes casos que se suman a esta “ola de la industria tabáquica” de incidir en espacios exclusivos para la familia es la inauguración que hiciera el Gurabito Country Club de Cigar Loung a pocos metros donde niños disfrutan de juegos, según el testimonio de uno de los socios opuesto a esto.

La ADAT también ve con preocupación que se utilizara las instalaciones del Club recreativo del Colegio Dominicano de Periodistas (CDP) para realizar la versión del "Bohemios Cigars Night by Yeye Cigars”, que reunió a productores, amantes y aficionados del tabaco, el empresario José –Yeye- Aybar, presidente de Yeye Cigars, expresó la meta principal de continuar trabajando para la “publicidad de la industria del tabaco de la República Dominicana”.

Uno de los socios del Gurabito, Juan Carlos Fabián, criticó esta decisión al escribir a través de la red social de la institución lo siguiente: “¿Tabaco en un ambiente primordialmente familiar? Eso no lo entendí. Esa área está contigua a donde están los niños y no fumadores, ¿se estudió el efecto y alcance del humo a quienes no fuman?”


El Club pasa a responder al usuario: “Puede estar seguro y tranquilo ya que lo primero que hicimos fue asegurarnos que el olor y humo del tabaco nunca interfiera con los demás socios. Esta área no está contigua al área de niños, es un espacio que se habilitó al lado de la terraza de la piscina, donde la dirección del viento no permite que el humo penetre. ¡Gracias por su preocupación!”.

Sin embargo, el señor Fabian lamentó que va “dos veces por semana al Club y mis hijos se sientan a menos de 10 metros de esa área. Mundialmente, cada vez más se reducen los espacios para fumar, como es que ustedes se empeñan en " crear' esos espacios en un Club donde la mayoría de sus visitantes son niños y no fumadores. Es un sin sentido, con todo respeto”.

La ADAT reclama a las autoridades del Ministerio de Salud Pública y a la Procuraduría Fiscal de Niños, Niñas y Adolescentes hacer valer las regulaciones legales que existen con el propósito de proteger a niños y adolescentes de las consecuencias de este comportamiento que atenta con la salud y los puede inducir a su consumo.