Periódico Dominicano Libre de Prejuicios; Porque somos Imparcial siendo Objetivo

 Imparcial RD

Las protetas continúan en Francia contra el pase sanitario mientras Portugal elimina restricciones




Menos restricciones en Portugal a partir de este lunes

Son ya seis los fines de semana consecutivos en los que la plaza Denfert-Rochereau de París se ha visto llena de manifestantes que claman contra el controvertido pase sanitario, imprescindible estos días en Francia para llevar a cabo cualquier tipo de actividad, desde acudir a un restaurante a subir a un tren o entrar en un centro comercial. Por segunda semana consecutiva, la protesta de este sábado fue menos numerosa que la del anterior.

En Martinica, por su parte, no están ahora mismo para este tipo de protestas, con una variante Delta especialmente virulenta que ha llevado la incidencia de contagiados hasta los 1200 por cada 100.000 habitantes, con el sistema sanitario cerca del colapso y una decena de niños hospitalizados.

Jérôme Viguier, director de la Agencia Regional de Salud de la isla, reconoce que la situación es "extremadamente tensa" en Martinica, y asegura que esta "se mantiene, entre comillas, gracias a todos los refuerzos que han venido a apoyar a nuestros equipos sanitarios, para que estos puedan realmente expandirse de forma continua". Viguier recuerda que "diariamente el hospital se amplía para crear nuevos servicios y poder recibir a más pacientes".


Más vacunados, menos restricciones

Con el 70 por ciento de su población vacunada, Portugal entra a partir de este lunes en una nueva fase de medidas de las que saldrán beneficiados restaurantes, cafeterías, tiendas o transportes públicos. Las medidas suponen también el fin de las citas obligatorias para acudir a las tiendas.



Los restaurantes, cafés y panaderías tendrán ahora un límite de ocho personas por grupo en el interior y de 15 personas por grupo en las terrazas. Los espectáculos culturales tendrán un aforo del 75 por ciento, así como eventos como bodas y bautizos, y la capacidad máxima de las tiendas pasará de las actuales cinco personas por cada 100 metros cuadrados a ocho.

En Hungría el Gobierno prometía en mayo que una vez se alcanzaran los cinco millones de ciudadanos completamente vacunados se levantarían todas las restricciones, si bien y a pesar de los casi seis millones de húngaros protegidos ante el virus la llegada de la variante Delta ha obligado al ejecutivo a reconocer que será inevitable mantener restricciones o aplicar otras nuevas.