Periódico Dominicano Libre de Prejuicios; Porque somos Imparcial siendo Objetivo

 Imparcial RD

La competencia Divine Grace finaliza exitosamente y promete volver a Moscú



Una de las competidoras en la modalidad de cintas

El primer torneo internacional de gimnasia rítmica experimental Divine Grace ha llegado a su conclusión triunfal en Moscú. La estrella del espectáculo fue la rusa de 17 años, Lala Kramarenko, que se ha impuesto en las cuatro pruebas del concurso individual.

En el último día del torneo, las gimnastas realizaron sus rutinas de mazas y cintas. Kramarenko, que ya iba a la cabeza tras las dos primeras pruebas, fue la más puntuada con 37,4 puntos en su rutina de mazas. Esto se debió no sólo a su impecable ejecución, sino también a la particular normativa del torneo: permitieron a las participantes incluir el mayor número posible de elementos corporales, aunque ello exigiera una gran cantidad de cambios en sus rutinas. La gimnasta rusa demostró estar a la altura.

"Este programa es muy diferente del reglamento actual. Se han añadido numerosos elementos a estas reglas, por lo que era mucho más exigente físicamente. Me han gustado estas nuevas reglas porque podemos revelarnos y mostrar una verdadera gimnasia rítmica", dijo Kramarenkotras finalizar su rutina.

Las hermanas Averina, líderes del equipo olímpico ruso durante los últimos 5 años, apreciaron esta experimentación con las reglas. Llegaron al torneo para la gala de entrega de premios.

"Sí, ha sido un experimento excelente porque es un tipo de gimnasia totalmente diferente. Lo que hacen las chicas aquí es mucho más bonito si se compara con el reglamento actual. Sería estupendo que este torneo se desarrollara más, y que nosotros intentáramos participar", dijo Dina Averina.

Anna Kamenshikova, de Bielorrusia, y Ketevan Arbolishvili, de Georgia, se sintieron seguras con el nuevo Código de Puntuación, que estará en vigor desde 2022 hasta 2024. Ocuparon respectivamente el segundo y tercer puesto.
La cinta fue el momento estelar de la competencia

La cinta, la modalidad más complicada y a la vez más espectacular del all-around no introdujo ningún cambio en el marcador del torneo. Sin embargo, supuso un disfrute particular para todos los admiradores de la gimnasia.


En su rutina de cierre, Lala Kramarenko ejecutó impecablemente, entre otras cosas, su elemento nominal que la Federación Internacional de Gimnasia nombró en su honor en 2021.

La joven rusa ganó el primer torneo Divine Grace de la historia con una magnífica puntuación de 141,56 puntos. Bielorrusia, se hizo con la plata, mientras que Georgia se llevó el bronce.

Sus resultados son la prueba de que la idea de este torneo, organizado por la campeona olímpica Alina Kabaeva, ha sido un éxito total.

"Me preocupaba mucho que en algún momento algo saliera mal, porque el reglamento era increíblemente difícil para la gimnasia rítmica actual. De hecho, varios países dijeron: 'Alina, perdónanos, por favor. Realmente queremos venir al torneo, pero al mismo tiempo no queremos parecer tontos. Prometemos que el año que viene estaremos allí'. Pero creo que esta fiesta del deporte ha salido bien y que ha sido de la máxima calidad", expresó Alina Kabaeva, ahora directora general de la Fundación Benéfica Alina Kabaeva.

Divine Grace volvera a Moscu esa es la promesa de sus organizadores: convertirlo en una tradición.

Video de cortesía: